“Ansiedad
1. Estado mental que se caracteriza por una gran inquietud, una intensa excitación y una extrema inseguridad.”

Inquietud, inseguridad, excitación. 

La ansiedad NO es un problema, es un síntoma.
La ansiedad es tu subconsciente gritando, eres tu mismo/a intentando que te escuches.
La ansiedad es una necesidad imperiosa de acción, de movimiento.
La ansiedad es una llamada de tu cuerpo al 112.
La ansiedad se evita escuchando a tu cuerpo, pero eso no es fácil, necesitas conectar con tu interior, con tus deseos y sueños. Necesitas silencio y calma para escucharte.
La ansiedad se evita con movimiento, pero un movimiento coherente con tu naturaleza, un movimiento que no te cause más ansiedad, un movimiento que te libere.

La ansiedad es la angustia que siente tu cuerpo por no actuar según sus creencias. Por no hacer lo que te pide.
La ansiedad es la consecuencia de las ataduras.

¿Quieres evitar la ansiedad? libera tu cuerpo y tu mente ¡actúa! ¡haz eso que necesitas hacer! ¡muévete física y mentalmente! ¡rompe las ataduras! se consecuente contigo mismo/a. Alinea tus pensamientos y tus actos.

Muévete, medita, lee, respira, anda descalzo/a, piensa… y vive para ti, no para los demás.